El Proyecto Conciencia Global

Ahora mismo, en estos momentos, en 41 países del mundo están en funcionamiento una serie de ordenadores repartidos en 65 redes y generando sin descanso secuencias de datos aleatorios... 0011010100011001010100.... (random event generators). Estos datos son transmitidos a un servidor central que se encuentra en La Universidad de Princeton (USA) donde estas secuencias son analizadas con sumo cuidado. ¿Qué se puede analizar en una secuencia de datos aleatorios? Su aleatoriedad. Es decir, se trata de ver si hay “algo raro” estadísticamente hablando.Lo esperable de una secuencia aleatoria es que encontremos un 50% de “1” y un 50% de “0”. Es como si tirásemos una moneda al aire continuamente. Esperaríamos caras y cruces con igual probabilidad. ¿Y si encontrásemos en nuestra moneda, después de lanzarla suficiente número de veces, que salen 80% de caras y sólo un 20% de cruces? Pensaríamos que pasa “algo raro”, como por ejemplo, que alguien ha trucado la moneda (¿Trucaje Inteligente?). ¿Y si en el Proyecto Conciencia Global encuentran en algunos momentos concretos que la secuencia no es aleatoria y esto tiene relevancia estadística? La hipótesis general es que ocurren determinados eventos en nuestro devenir histórico que, de alguna manera, afectan a nuestras conciencias y éstas, a su vez, “interaccionarían” (literalmente) con los generadores de datos alterando las secuencias aleatorias. Estos eventos de alcance planetario son desde los atentados del 11 de Septiembre hasta el funeral de la princesa Diana o las celebraciones de Año Nuevo. Los ingenieros del Proyecto Conciencia Global observaron que justo en estos momentos la secuencia de números aleatorios se alteró de manera estadísticamente significativa (salieron muchas más caras que cruces). La interpretación: el shock producido en nuestras conciencias por estos eventos fue “detectado” por los generadores de datos. Conclusión: hay una conciencia holística global (electrogaiagrama). Y de ahí..., hasta donde quiera cada cual.Este proyecto parece ser otra versión del programa PEAR (Princeton Engineering Anomalies Research) que a finales de los años 70 pretendía investigar la interacción entre la conciencia humana y las máquinas (léase, telequinesia y percepción remota). Llegado a este punto, y con la actitud crítica que pueda tener alguien con la mente abierta, son dos, en mi opinión, las cuestiones clave. Brevemente, una teórica (1) y otra metodológica (2). 1/ ¿Cómo la conciencia humana interacciona con los generadores de datos? Habría que dejar claro que, según los conocimientos actuales en neurociencias, la conciencia humana es una cualidad que depende del funcionamiento del cerebro. Si el cerebro está dañado, no hay conciencia. Esta cualidad natural, que a buen seguro el conocimiento científico en neurobiología irá poco a poco desmitificando, es individual y no se puede transmitir (de nuestro cerebro no emana ninguna energía “psi” que pueda interaccionar con otros cerebros o máquinas). Dicho esto, otras preguntas: Y la conciencia de otros animales (por ejemplo, una matanza de cebras), ¿no afecta a los generadores de números? ¿Podría alguna interferencia electrónica durante esos eventos (ya que hablamos de ordenadores en red) explicar la alteración de las secuencias aleatorias? 2/ ¿Se dan también alteraciones de la secuencia aleatoria en otros momentos de la Historia en los que no ocurre ningún evento a escala global humana? Porque tendemos a encontrar coincidencias..., están en todos los sitios, sólo hay que buscarlas. Es decir, ¿cómo el entierro de Lady Di agitó tanto nuestra conciencia global y no la muerte constante de miles de niños en todo el mundo debido a la miseria y la hambruna? ¿Depende del número de conciencias humanas alteradas? ¿Y la matanza constante de gente inocente en las guerras actuales? ¿También altera la secuencia aleatoria de datos? ¿O depende de a quién pertenezcan las conciencias afectadas? No sé..., hay “algo raro” en todo esto.

1 comentario:

Janes dijo...

Hola!

Pues justo acaban de lanzar una novela titulada “LA SEÑAL” que va sobre todo esto y qué pasaría si cayera en manos de la CIA y un virus controlara todos los ordenadores del mundo…

Los autores tienen relación con Roger Nelson y la trama está bien documentada.

Y hay una web para darla a conocer que juega con los mismos elementos de la novela… pero al final puedes “hackear a tus amigos”. Es gracioso pero en el fondo podría ser verdad, así que tiene mensaje…

Si entras en http://www.proyectoconcienciaglobal.org y te bajas la aplicación lo verás!… ;-)

Bueno, yo he tenido algo que ver, jeje. Si quieres que te cuente más cosas yo encantado!

Saludos.